Tratamientos para el linfedema en Barcelona

Actualmente hay muchas opciones de tratamientos para el linfedema, y en los estudios de investigación se ha demostrado que gran parte tienen cierta eficacia. Se han analizado los planes de tratamiento que utilizan una combinación de enfoques. Han de seguir las investigaciones para poder determinar con seguridad qué tratamientos para el linfedema son los más eficaces, en qué situaciones y bajo qué premisas. De todas maneras, el paciente y el terapeuta de tratamiento para el linfedema tienen varias opciones para considerar.

Los tratamientos para el linfedema de mangas, vendajes y bombas facilitan que la linfa circule hacia fuera de las piernas, el torso, los brazos o cualquier otra parte que haya sido afectara por el linfedema.

Hay además otro tipo de tratamientos para el linfedema, que se basan por ejemplo en proteger la piel o realizar ejercicio para perder peso, ya que está comprobado que estos tratamientos para el linfedema ayudan al sistema linfático. Dependiendo de la gravedad del linfedema se establecerá una frecuencia e intensidad de tratamiento que se ajuste a las necesidades del paciente. Por poner un ejemplo, un linfedema que sea leve con una inflamación menor, normalmente requiere menos tratamiento que un linfedema que se encuentre en el estadio más avanzado con una inflamación evidente e incluso fibrosis. De todas maneras, incluso si el linfedema está en un estadio más avanzado tenemos opciones adecuadas para aliviar la inflamación y deje de aumentar.

 

¿Se puede curar un linfedema?

Si tienes un linfedema, es probable que te hagas algunas cuestiones como por ejemplo si se puede curar. Un linfedema leve o en un estadio I se puede revertir, ya que todavía no se ha dañado el tejido blando. Aún así muchos especialistas no creen que se pueda confirmar que se haya “curado”, porque hasta un primer estadio implica riesgo de desarrollar futuros episodios, o de que el mismo linfedema vaya a peor. De todas maneras hay muchas personas que han tenido un linfedema leve y ha desaparecido sin necesidad de tratamiento y jamás ha sido un problema grave. En otros casos el linfedema empeora, a menudo no se pueden revertir los linfedemas que se encuentran en estadios más avanzados por el daño en el tejido debajo de la piel. Aún así, se puede mejorar la sensación y el aspecto de la mano, el brazo, el tórax, mediante tratamientos para el linfedema.

Si tienes más dudas, puedes pasarte por nuestras preguntas frecuentes relacionadas con linfedemas.