Desde Siena te damos consejos para cuidar y tratar correctamente un linfedema en verano

Durante la subida de temperaturas en la estación de verano es normal que el cuerpo reaccione acumulando más líquidos debido a la dilatación de los vasos sanguíneos. El sistema circulatorio sanguíneo como el linfático incrementan su actividad provocando así que aumenten las sustancias a desechar y eliminar de nuestro cuerpo. Cuando nuestros sistemas circulatorios no funcionan correctamente o se forma obstrucciones, todo este líquido se acumula en dicha forma provocando un edema. Cuando esta acumulación de líquido ocurre en el sistema linfático con una gran cantidad de linfa se le denomina linfedema.

La linfa es un líquido que ayuda a combatir las infecciones y otras enfermedades, por lo tanto es esencial cuidarse para que nuestro sistema linfático funcione siempre perfectamente.

Como hemos comentado anteriormente, en verano la dilatación de los vasos linfáticos (y los sanguíneos) aumenta la capacidad de que si hay alguna obstrucción o fallo en estos sistemas se produzca un edema o linfedema.

Por ello, a continuación damos consejos para cuidar y mantener nuestro organismo durante la estación más calurosa del año:

  • Cuidar la alimentación: Un tópico, pero que mucha gente no lo toma tan en serio como debería, ya que para que todo funcione a la perfección el organismo necesita todos los nutrientes necesarios y sobretodo, equitativamente.
  • Evitar la humedad en la piel y utilizar siempre que sea posible vendaje de compresión.
  • Mantener la piel hidratada bebiendo agua, evitando siempre bebidas azucaradas y sobretodo gaseosas.
  • Realizar los ejercicios recomendados por el fisioterapeuta: No hay recuperación de un edema o linfedema si no se realiza una actividad moderada y continua del cuerpo humano. Es muy importante activar el organismo haciendo ejercicios siempre moderados y de forma controlada, ya que ayuda a reactivar la circulación y evitar que los músculos se atrofien.
  • Utilizar ropa cómoda: Una ventaja que proporciona el verano es el uso de ropa cómoda, que no queden prietas y ajustadas para dificultar la circulación.

Es muy importante cuidar y tratar bien un edema o linfedema en verano, pero también siempre durante el resto del año. En Siena somos profesionales fisioterapeutas en la especialización del tratamiento de edemas y linfedemas. Si necesitas asesoramiento o tratamiento no dudes en ponerte en contacto con nosotros rellenando nuestro formulario: